fbpx
  • Búsqueda
A medida que votación anticipada se acerca, a varios condados de NC les faltan trabajadores electorales

13 sep., 2020

El juez principal del lugar de votación en la biblioteca Enka / Candler en el condado de Buncombe, Beth Aldecoa, rocía desinfectante de manos en las manos de un votante cuando ingresa. Los trabajadores electorales tenían desinfectante de manos y máscaras para las personas que los necesitaban. Aunque los votantes no estaban obligados a usar máscaras, muchos lo hicieron. Colby Rabon / Carolina Public Press

    Este artículo fue reportado y editado conjuntamente por Jordan Wilkie y Frank Taylor of Carolina Public Press; Ames Alexander de The Charlotte Observer; Lucille Sherman y Jordan Schrader de The News & Observer; Nick Ochsner de WBTV; Emily Featherston de WECT; Tyler Dukes de WRAL; y Jason deBruyn de WUNC.

CAROLINA DEL NORTE, Raleigh- Al menos una cuarta parte de los condados de Carolina del Norte están luchando por reclutar suficientes trabajadores electorales para las elecciones de 2020.

Esa cifra es según una encuesta realizada la semana pasada por la Junta de Elecciones del estado, conocido en inglés como el State Board of Elections. Los funcionarios electorales estatales esperan que millones de votantes emitan sus votos en persona en Carolina del Norte durante los días de votación anticipada o “early voting” de octubre y el día de las elecciones, a pesar de la pandemia de COVID-19.

Para servir a esos votantes en persona, los condados de Carolina del Norte emplearán aproximadamente 25,000 trabajadores electorales en lo que la directora de la Junta Electoral, Karen Brinson Bell, dice que será el evento comunitario más grande en el estado este año.

“Se tuvieron que cancelar muchas cosas debido al coronavirus”, dijo Brinson Bell. “Y, sin embargo, todavía nos reuniremos para llevar a cabo la democracia y asegurarnos de que se realicen nuestras elecciones”.

En el entorno de las elecciones, la democracia misma está en juego: en el peor de los casos, una escasez de trabajadores electorales significa cerrar los lugares de votación. Eso conduce a la confusión, y la confusión conduce a la privación del derecho a votar.

Incluso si todos los sitios de votación permanecen abiertos, la escasez de trabajadores electorales podría significar tiempos de espera más largos. Los trabajadores electorales sin experiencia o mal capacitados podrían empeorar la situación.

Entonces, cuando Brinson Bell llama al esfuerzo de reclutamiento de trabajadores electorales de la junta “héroes de la democracia”, ella lo dice en serio.

“Realmente no podemos llevar a cabo esta elección sin ellos”, dijo Brinson Bell.

Aunque la junta estatal está ayudando a reclutar trabajadores electorales, la responsabilidad en fun recae en las juntas electorales de los condados. Así es en todo el país. Las elecciones son asuntos locales, administrados por los gobiernos locales, y los trabajadores electorales deben asignarse al condado en el que están registrados para votar.

Los condados urbanos con universidades grandes parecen estar en la mejor forma, mientras que los condados más pequeños y más rurales todavía están tratando de completar sus filas, según la encuesta de la junta estatal sobre las necesidades del condado realizada la semana pasada. Pero hay excepciones.

El condado de Buncombe, que incluye a Asheville, y el condado de Cumberland, que incluye a Fayetteville, carecen de doscientos trabajadores electorales, según la información que dieron a la junta estatal.

El condado de Jones, ocupado en gran parte por el Bosque Nacional Croatan cerca de la costa y uno de los condados más pequeños del estado, así como Lenoir, un condado de tamaño medio vecino a Jones, informan que están bien.

En todo el estado, las juntas electorales locales informan escasez en los bastiones demócratas y republicanos. A menos que se satisfaga toda la necesidad, los votantes pueden enfrentar obstáculos al intentar emitir su voto, sin importar a qué candidatos políticos apoyen.

Necesidades pendientes

La encuesta de la junta estatal muestra que 24 de los 100 condados del estado no tienen suficientes trabajadores electorales. Otros 30 no respondieron a la encuesta en absoluto.

Algunos de estos condados enfrentan el riesgo potencial de tener que cerrar los lugares de votación, aunque ningún director de elecciones ha dicho que se hará.

El condado de Rutherford, en la frontera de Carolina del Sur entre Charlotte y Asheville, tiene solo un tercio de los trabajadores necesarios y está buscando específicamente estudiantes asistentes, según la respuesta de la encuesta estatal del condado.

Aun así, la directora de elecciones del condado, Dawn Lovelace, dijo que su agencia no tiene planes para reducir los lugares de votación.

“No cerraremos ningún sitio. Tendremos dos sitios ‘One Stop’ y 17 recintos abiertos el día de las elecciones”, dijo.

Lovelace dijo que busca a cualquier persona que cumpla con las calificaciones y pueda asistir a una sesión de capacitación de un día para poder trabajar. Para calificar, una persona debe estar registrada para votar en el condado, no ser candidato a un cargo o ser pariente de alguien que se postule para un cargo, y no ser un funcionario electo.

La ley estatal requiere que los tres trabajadores electorales principales, llamados jueces de precinto, tengan a miembros demócratas y republicanos trabajando en cada lugar de votación del Día de las Elecciones. En los condados que favorecen fuertemente a un partido político, encontrar una paridad de trabajadores está resultando difícil.

El condado Bertie en el noreste tiene aproximadamente la mitad del número de trabajadores electorales que necesita, y necesita más republicanos para el equilibrio político, según la encuesta estatal.

Por otro lado, el condado de Clay en el extremo occidental del estado necesita 30 trabajadores más para el día de las elecciones y necesita más demócratas para la paridad.

Los condados también tienen necesidades más matizadas. Rebecca Hall, directora electoral del condado de Clay, está buscando votantes más jóvenes para ayudar en las urnas.

“Los trabajadores deben saber operar una computadora y no les teme usarla”, dijo Hall.

En la mayoría de los condados, los trabajadores electorales necesitan usar computadoras para registrar a los votantes en el lugar de votación. También necesitan dominar las computadoras para ayudar a los votantes provisionales y en la acera, dijo Hall.

El condado Hall también está pidiendo a su condado trabajadores de respaldo adicionales para noviembre. Para su condado, necesita seis o siete. Después de todo, cinco de sus trabajadores se retiraron en el último minuto para la segunda primaria del 23 de junio.

En Buncombe, un condado mucho más grande, la directora de elecciones, Corinne Duncan, está buscando al menos 50 refuerzos. Varios condados informaron al estado que tienen suficientes trabajadores para el otoño, aunque solo si nadie se echa atrás.

Otros nueve condados dijeron específicamente que necesitan más trabajadores para sus Equipos de Asistencia Multipartidistas, que ayudan a los votantes en hospitales y centros de atención residencial con sus boletas electorales por correo.

La mejor manera de averiguar si su condado necesita más trabajadores electorales o miembros del MAT es llamar a la junta electoral de su condado.

¿Por qué ser un trabajador electoral?
A los trabajadores electorales se les paga. Algunas personas tienen la percepción errónea de que son voluntarios, dijo Towanna Jackson, directora de elecciones del condado de Hoke. Este año, a los trabajadores electorales se les paga más de lo habitual.

“La gente no se da cuenta de que en realidad se les paga por hacer esto, y creo que eso ha atraído a mucha más gente”, dijo Jackson.
La gente también puede trabajar en las urnas sin afectar sus beneficios por desempleo, gracias a un proyecto de ley que la legislatura estatal aprobó en junio.

El Senado estatal aprobó esta semana otro proyecto de ley de financiación de COVID en todo el estado que incluye un aumento salarial adicional de $100 por cada trabajador electoral que preste servicio el día de las elecciones. Ese proyecto de ley fue aprobado por la legislatura esta semana y ahora va al gobernador.

Los fondos estatales y federales ya han pagado por un extenso equipo de limpieza y protección personal que se utilizará en los lugares de votación.

El director de elecciones del condado de Hoke informó al estado que solo tiene 20 de los 100 trabajadores electorales que proyecta que necesitará para el día de las elecciones y 15 de los 30 necesarios para la votación anticipada. Aún así, Jackson dijo que no le preocupa cerrar ningún sitio de votación debido a la escasez de trabajadores electorales.

Ninguno de los trabajadores electorales entrevistados para este artículo mencionó el sueldo.
Bobby Jones, el funcionario electoral principal en su distrito electoral del condado de Wayne el día de las elecciones, dijo que ser un trabajador electoral es otra forma de empoderar a su comunidad.

Jones, quien ha trabajado en las urnas durante 20 años y votó en 45 elecciones de Carolina del Norte desde 1992, dijo que hay poder en el voto.

“Usted participa en el proceso para apoyar y modelar para las personas que ingresan al recinto de votación para que sea un proceso positivo y edificante”, dijo Jones. “Y es un área en la que puede ayudar a las personas privadas de sus derechos a darse cuenta de su poder”.

Jones ha interactuado con funcionarios electorales que trataron mal a los votantes negros, dijo, y la gente le ha contado experiencias similares. Esa es una de las razones por las que trabaja en las urnas, dijo.

“Como juez en jefe en estos precintos, estás ahí para apoyar a todos”, dijo Jones. “No me importa cuál sea su raza o afiliación política. Estás ahí para apoyar a todos “.

Peggy Defenderfer, la trabajadora electoral principal en uno de los sitios de votación anticipada más grandes del condado de Wake, dice que lo hace por “la satisfacción de ver a los votantes colocar sus boletas en las urnas”.

“Yo vivo para ver eso”, dijo Defenderfer.

Ella viene de una familia militar y trabajar en las urnas es su versión de servicio a la democracia, señaló.

Funcionarios: no se comprometan a ciegas

Mantener la democracia es un trabajo duro. La mayor parte de ese trabajo lo realiza el personal electoral del condado, que se está adaptando sobre la marcha a la realización de una elección pandémica además de sus preparativos habituales para una elección importante. Parte de esa preparación significa encontrar y entrenar a muchos trabajadores electorales nuevos.

El interés de los votantes en servir como trabajadores electorales es esencial. Pero los votantes deben saber en qué se están metiendo antes de inscribirse, dijo Duncan, director de elecciones del condado de Buncombe.

“Es fantástico si las personas revisan los requisitos primero para que solo las personas que estén realmente interesadas soliciten por el trabajo”, dijo Duncan.

Los trabajadores electorales deben trabajar de 6 am a 7:30 pm, al menos, el día de las elecciones, el 3 de noviembre. Los condados dividen el día en dos turnos durante la votación anticipada, o “early voting”. Pero la mayoría requiere que sus trabajadores electorales trabajen todos los días de la semana y varios fines de semana, del 15 al 31 de octubre.

Los trabajadores electorales también tienen que ser capacitados. Algunos condados se están moviendo hacia capacitaciones múltiples para grupos pequeños con distanciamiento social. Otros están moviendo la capacitación en línea. Es esencial que los condados enseñen el material a fondo y que los trabajadores electorales tomen en serio la capacitación, según Rachel Cobb, profesora y presidenta de ciencias políticas y estudios legales en la Universidad de Suffolk en Boston.

Aun así, algunos trabajadores electorales serán capacitados en el último minuto. Esto sucede con frecuencia, dijo Cobb, incluso en años más normales. No hay fecha límite para incorporar nuevos trabajadores.

Los trabajadores electorales tendrán una gran lista de deberes, frecuentemente divididos entre trabajadores nuevos y experimentados. Saludarán a los votantes, registrarán a las personas para votar, se asegurarán de que los votantes presenten su boleta de la manera correcta. 

Administrarán las boletas provisionales y dañadas, ayudarán a los votantes con discapacidades si se solicitan, instalarán máquinas de votación, limpiarán detrás de los votantes y gestionarán la votación en la acera, entre otras tareas.

Un buen trabajador electoral dominará el “lenguaje de las elecciones y los requisitos legales de las elecciones”, dijo Cobb. Defenderfer dijo que se siente aliviada de que el condado de Wake tenga suficientes trabajadores electorales. También necesita poder confiar en los trabajadores asignados a su sitio de votación, a quienes Defenderfer refiere como “su equipo”.

“Para que la votación se lleve a cabo, yo debo contar con personas con las que pueda contar”, dijo Defenderfer. “Entonces, si no tengo suficiente personal, entonces todo va a la mierda”.

El condado de Buncombe tiene suficientes nombres en su lista de espera para satisfacer la necesidad restante de 100 trabajadores más  para el día de las elecciones, dijo Duncan. Pero los funcionarios saben que muchas de las personas que se inscribieron no cumplirán, por lo que el condado sigue adelante con anuncios de radio y otras actividades de divulgación para seguir reclutando.

“Se dedica mucho tiempo a buscar a las personas que terminan no valiendo la pena”, dijo Cobb. “Y eso supone una gran presión para las oficinas electorales, además de proporcionar toda esta capacitación y el último minuto y las emergencias y todo eso”.

La encuesta SBE muestra que 46 de los 100 condados del estado indicaron que tienen suficientes trabajadores electorales o están cerca de satisfacer sus necesidades a partir del 29 de agosto. El Condado de Orange tiene 800 personas adicionales en su lista de espera de trabajadores electorales, y esa oficina está, por necesidad, más preocupada con enviar casi 20,000 boletas de votantes ausentes por correo para el viernes que en llamar a todas las personas adicionales que se inscribieron.

Lecciones para el votante interesado

Este año, Carolina del Norte amplió sus horas de votación anticipada, y ni ningún condado ni la Junta de Elecciones estatal ha indicado que cerrará ningún lugar de votación anticipada (early voting) o precinto el día de las elecciones. Combine eso con un mayor interés en la votación ausente por correo, y los votantes de Carolina del Norte podrían distribuirse de manera bastante uniforme en tres métodos de votación diferentes.

Brinson Bell espera que alrededor del 20% de los votantes emiten su voto el día de las elecciones. Eso es aproximadamente la mitad de lo que normalmente maneja el estado. A menos que suceda una catástrofe como un huracán, el estado debería tener la misma cantidad de lugares de votación abiertos que en 2016.

Esa es una protección importante para los votantes, dijo Cobb. Los votantes que no firmaron o no incluyeron información de testigos en su boleta por correo y fueron notificados del error, no recibieron su boleta por correo por correo, o que esperaron demasiado para devolverla, aún pueden votar en persona.

Pero cuanta más gente vote el día de las elecciones, más difícil podría ser.

“El mensaje clave es que todos deben saber que es supercrítico hacer todo lo que se pueda, lo antes posible”, dijo Cobb.

Eso significa votar temprano. Históricamente, los primeros días de votación anticipada en persona, que comienza el 15 de octubre, son los menos frecuentados.

Los votantes que deseen votar por correo deben solicitar una boleta lo antes posible, dijo Cobb, y asegurarse de devolverla con suficiente tiempo. Este año, los funcionarios electorales sugieren que se envíe por correo a más tardar el 25 de octubre.

Comentar

ALGO SOBRE NOSOTROS

Enlace Latino NC es el primer medio digital de noticias en español sin fines de lucro, sobre política,inmigración y asuntos comunitarios para la comunidad inmigrante latina/hispana en Carolina del Norte

Estamos creando el primer espacio comprometido con nuestros lectores para animarlos a que estén más involucrados en los cambios sociales y económicos que beneficien a su comunidad

Conocer más

Síguenos

Estamos en distintas redes sociales.

Bienvenidos a nuestro newsletter
La Tortilla

Directo a su bandeja de entrada, cada semana recibirás la información más relevante sobre la inmigración y la política local y estatal en Carolina del Norte.