• Búsqueda
En 2018, los votantes aprobaron la idea de una identificación con foto a través de un referéndum para enmendar la constitución del estado. Los legisladores luego elaboraron una nueva ley. Aproximadamente un año después, un juez la bloqueó para escuchar argumentos que sustentaban que esta normativa perjudicaba a los votantes afroamericanos y latinos./Shutt.
En Carolina del Norte, ¿alguien puede cometer fraude electoral usando solo ‘una guía telefónica’?
La mayoría de las guías telefónicas carecen de varios elementos de información que probablemente necesite para suplantar con éxito a un votante de Carolina del Norte

5 feb., 2020


Paul Specht, periodista de PolitiFact

Carolina del Norte, Raleigh- Los republicanos en Carolina del Norte están molestos porque un juez federal revocó una ley que exige que los votantes presenten una identificación con foto en las urnas.

En 2018, los votantes aprobaron la idea de una identificación con foto a través de un referéndum para enmendar la constitución del estado. Los legisladores luego elaboraron una nueva ley. Aproximadamente un año después, un juez la bloqueó para escuchar argumentos que sustentaban que esta normativa perjudicaba a los votantes afroamericanos y latinos.

La identificación con foto es un gran tema de conversación entre los candidatos políticos. En términos generales, los demócratas dicen que es una carga para los votantes, mientras que los republicanos creen que es necesario prevenir el fraude electoral.

Holly Grange, representante republicana de New Hanover, quien se postula para la Gobernación, habló sobre la decisión de la corte durante un evento de la Asociación de Oficiales Militares el 7 de enero. Ella hizo un reclamo interesante sobre la facilidad con la que alguien podría hacerse pasar por otro votante.

“También quería hablar un poco sobre la identificación para votar. Muchos de ustedes, más de dos tercios de los residentes de Carolina del Norte, votaron para que se exigiera una identificación para votar. Desafortunadamente, hubo un fallo de un juez federal en la última semana que decía que no podremos tener una identificación para votar en nuestras próximas elecciones porque (inaudible) las razones equivocadas “, dijo Grange en audio capturado por American Bridge 21st Century, un grupo liberal que ayuda a elegir a los demócratas.

Primero, debemos señalar que las estadísticas electorales de Grange están un poco fuera de lugar. Un poco más del 55 % de los votantes apoyó la idea de una identificación con foto, no dos tercios como ella dijo. Pero eso no es en lo que nos estamos enfocando para esta verificación de hechos. Hemos marcado la línea que estamos verificando en el discurso de Grange a continuación.

“Cuando me mudé a Carolina del Norte por primera vez y fui observadora en una elección, nunca olvidaré que un juez electoral en ese lugar de votación en particular se me acercó y me dijo: ‘Bueno, Holly, la razón por la que no pedimos identificación en Carolina del Norte es porque alguien podría entrar a su casa y robar su identificación. Y dije: “Bueno, ahora todo lo que tienen que hacer es buscar un nombre en una guía telefónica”.

Grange no es el primer candidato republicano a la gobernación en criticar las leyes de votación de Carolina del Norte. En un anuncio previo al referéndum de identificación con foto, el vicegobernador Dan Forest intentó mostrarles a los votantes lo fácil que podría ser cometer fraude electoral.

La crítica de Grange no fue tan detallada y específica como la de Forest. Entonces nos acercamos a ella y le preguntamos qué quería decir.

¿Estaba sugiriendo que sería fácil hacerse pasar por otro votante sin ser atrapado? (Porque eso no es cierto.) ¿O estaba sugiriendo que alguien podría entrar a un centro de votación, hacerse pasar por otro votante, emitir un voto y retirarse sin ser arrestado de inmediato?

Resulta que fue lo último.

“No dije que nadie pudiera salirse con la suya”, dijo Grange a WRAL News. “Pero pudo haber pasado. Hay una miríada de formas en que podrían ser atrapados haciendo eso. Pero podrían intentar con esa información. No he oído que nadie haga eso “.

Entonces, nos preguntamos: ¿es posible que alguien ingrese a un centro de votación con solo un nombre y una dirección, se haga pasar por otro votante, vote y salga sin ser descubierto de inmediato?

Nos comunicamos con la Junta Electoral de Carolina del Norte.

En teoría, la guía telefónica contiene información que alguien podría usar para cometer fraude electoral. Pero esa información por sí sola probablemente no sea suficiente para lograrlo sin ser capturado y acusado de un delito grave.

Lo que necesitas para votar

 En Carolina del Norte, los residentes deben registrarse para poder votar. Según la junta electoral del estado, un posible votante debe:

  • Tener 18 años
  • Ser ciudadano de los Estados Unidos.
  • Vivir en el condado de su registro y ha residido allí durante al menos 30 días antes de la fecha de la elección.
  • No cumplir una condena por un delito mayor, incluyendo libertad condicional o libertad condicional. (Si un votante potencial ha sido condenado previamente por un delito grave, sus derechos de ciudadanía deben ser restaurados).

Luego, aquellos que están registrados pueden votar el día de las elecciones en su sitio de votación específico o pueden votar temprano en cualquier sitio de votación abierto.

Cuando un votante llega a un lugar de votación, el trabajador electoral le preguntará su nombre y dirección. Grange tiene razón en que estas son cosas que puedes encontrar en una guía telefónica. Sin embargo, si está tratando de hacerse pasar por alguien, aparecer en las urnas solo con estos dos datos no garantiza que podrá votar.

Posibles interrupciones

La mayoría de las guías telefónicas carecen de varios elementos de información que probablemente necesite para suplantar con éxito a un votante de Carolina del Norte, que incluyen:

  • El género de una persona
  • Fecha de nacimiento
  • Raza
  • Estado de registro
  • Si la persona ya votó
  • Si esa persona está viva

Si bien la raza y la fecha de nacimiento de una persona no están disponibles en la mayoría de las guías telefónicas, esos detalles se incluyen en las hojas de información electoral de los trabajadores electorales, según Patrick Gannon, portavoz de la junta electoral.

Para ser claros: la junta electoral no capacita a los trabajadores electorales para verificar la información personal sobre el votante, su raza o edad, antes de entregar la boleta electoral de una persona. Pero, si surgieran preguntas sobre la identidad de una persona en un lugar de votación, esa información sobre el votante estaría disponible para los trabajadores electorales.

Por supuesto, se puede encontrar información personal buscando en Internet. Por ejemplo, el estado de registro de un votante se puede encontrar usando la “herramienta de búsqueda de votantes” en el sitio web de la junta electoral.

Incluso entonces, alguien que intenta hacerse pasar por un votante corre el riesgo de que un trabajador electoral conozca al votante real y lo detecte.

El mayor desconocido

La información más difícil de localizar es si alguien ya ha votado.

Si intenta votar en nombre de alguien y resulta que ya votó, el trabajador electoral lo tomará en cuenta y la Junta Electoral del Estado puede investigar el incidente, dijo Gannon.

La junta “tiene una división que investiga este tipo de incidentes y remite evidencia de fraude a los fiscales”, dijo Gannon.

Incluso si el imitador llega a las urnas en el momento en que se abre la votación anticipada, correría un riesgo. Es posible que la persona ya haya votado en ausencia por correo.

Pero no hay forma de saber si alguien ha solicitado un voto en ausencia por correo, dijo Gannon. Esa información solía estar disponible. Pero los legisladores estatales cambiaron las leyes de Carolina del Norte luego del escándalo electoral de 2018 en el Noveno Distrito del Congreso.

Si la persona no ha votado, el imitador podría cometer fraude electoral sin ser detectado, siempre y cuando esa persona nunca se presente a votar. Si aparece el votante real, la junta electoral trabajará para anular el voto fraudulento.

Pero eso rara vez es necesario. Gannon dijo que la junta electoral encontró solo dos casos de suplantación de votantes en las elecciones de 2016, cuando votaron casi 4.8 millones de norcarolinos. La familiaridad del imitador con el votante era un tema común. Ambas instancias involucraron a miembros de la familia que votaron en lugar de un ser querido recientemente fallecido, dijo.

En el acto de hacerse pasar por otro votante, hay un último elemento disuasorio potencial.

“Cuando alguien vota, firman un formulario de autorización para votar que certifica (bajo pena de un delito mayor de Clase I) que es un votante registrado que vive en la dirección impresa en el formulario”, dijo Gannon en un correo electrónico.

Nuestra conclusión

Grange dijo que la gente podría cometer fraude electoral en Carolina del Norte simplemente abriendo una guía telefónica. Esta es una declaración hipotética, por lo que no vamos a emitir una calificación.

Pero es importante conocer los hechos:

Alguien podría, en teoría, elegir un nombre y una dirección de la guía telefónica y presentarse para votar en nombre de esa persona.

Sin embargo, hay razones por las cuales es posible que no puedan emitir un voto en absoluto, y de varias maneras podrían ser descubiertos.

__________
La historia original fue producida por North Carolina Fact-Checking Project, en colaboración con WRAL
La versión original en inglés puede ser leída aquí
La versión en español es una adaptación de Enlace Latino NC

 

Comentar

ALGO SOBRE NOSOTROS

Enlace Latino NC es el primer medio digital en español sin fines de lucro, sobre política, Gobierno, inmigración, asuntos comunitarios y estatales para la comunidad inmigrante latina/hispana en Carolina del Norte

Estamos creando el primer espacio comprometido con nuestros lectores para animarlos a que estén más involucrados en los cambios sociales y económicos que beneficien a su comunidad

Conocer más

Síguenos

Estamos en distintas redes sociales.

Bienvenidos a nuestro newsletter
La Tortilla

Directo a su bandeja de entrada, cada semana recibirás la información más relevante sobre la inmigración y la política local y estatal en Carolina del Norte.