Título 42
Vista de algunos agentes migratorios estadounidenses al momento de interceptar a una familia tras ingresar a territorio norteamericano por la valla fronteriza que separa México de EE.UU., en una fotografía de archivo. EFE/Alejandro Zepeda

Washington, (EFE) – Estados Unidos advirtió el jueves que seguirá deportando a los migrantes que entren al país de forma irregular, esté o no vigente el Título 42, una norma sanitaria utilizada hasta ahora para expulsarlos con el pretexto de la pandemia de covid-19.

«Para ser claros, las personas que crucen la frontera sin autorización legal serán colocadas de inmediato en procedimientos de deportación», dijo en una rueda de prensa la directora de Comunicación de la Casa Blanca, Kate Bedingfield.

«Y si no pueden acreditar su estancia en Estados Unidos, serán devueltas rápidamente a sus países», agregó.

Título 42 en estudio

Los Centros de Control y Prevención de Enfermedades (CDC, en inglés) están estudiando si levantan o extienden hasta finales de mayo el Título 42.

Una norma sanitaria utilizada por la Administración del expresidente Donald Trump (2017-2021) y la de su sucesor, Joe Biden, con la que se ha expulsado a 1,6 millones de migrantes de forma exprés.

Bedingfield dijo que se trata de «una decisión» que debe tomar el organismo sanitario, pero afirmó que la Casa Blanca se está «preparando para cualquier contingencia», inclusive un aumento del flujo migratorio.

Además, afirmó que el objetivo del Gobierno de Biden es «procesar a los migrantes de manera segura y ordenada», pero también expulsar a los que crucen de forma irregular la frontera con México.

Asilo

La directora de Comunicación recordó que la pobreza o la violencia en los países de origen de los migrantes no son requisitos para pedir asilo en Estados Unidos.

Bedingfield, explicó que la solicitud de asilo es una condición reservada para las personas que sufran una «persecución», explicó.

«Obviamente, tratar de ingresar ilegalmente a los Estados Unidos conlleva consecuencias y nadie debería tomar esta decisión tan peligrosa», señaló Bedingfield, quien sustituye en las ruedas de prensa diarias a la portavoz de Biden, Jen Psaki, mientras esta se recupera de la covid-19.

La funcionaria afirmó que Estados Unidos está trabajando con varios países de la región para «brindar opciones» a la gente para que no tengan que salir de sus lugares de origen.

Presión a Biden

Biden encara la presión de los demócratas y de quienes abogan por los migrantes para que cancele el uso del Título 42.

Estos, según los críticos, no ha contribuido a la salud pública de EE.UU. y no tiene justificación médica cuando ya ha pasado lo peor de la pandemia.

Por su lado los republicanos critican la intención del Gobierno de Biden de abandonar el uso del Título 42.

Asimismo, advierten de que una decisión en tal sentido contribuirá a aumentar las cifras, ya sin precedentes, de migrantes que se presentan en la frontera.

EFE News

Noticias de agencia y servicios para medios informativos en español.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *