persona haciendo oficina en casa

Carolina del Norte, Raleigh – El Servicio de Impuestos Internos (IRS, por sus siglas en inglés) compartió una guía para reclamar la deducción de la oficina en casa.

El organismo, indicó que, si utiliza parte de su residencia para operar un negocio, usted podría deducir gastos relacionados con el uso comercial de su residencia.

La deducción por oficina en la residencia está disponible para aquellos dueños o arrendadores de residencias que estén trabajando desde casa. Aplica a todo tipo de hogares.

Si reúne los requisitos, tiene dos opciones para reclamar la deducción de la oficina en casa del método regular y simplificado.

Asimismo, el IRS explicó que con la actualización de leyes impositivas, recomienda siempre consultar con un preparador especializado.

Opción simplificada

El método estándar tiene algunos requisitos de cálculo, asignación y verificación que son complejos y difíciles para los dueños de pequeños negocios.

Esta nueva opción simplificada puede reducir significativamente la carga del mantenimiento de los registros.

Esta permite que un contribuyente calificado multiplique una tasa establecida por los metros cuadrados permisibles de la oficina, en lugar de determinar los gastos reales.

Método normal

Los contribuyentes que utilizan el método normal en vez del método opcional deben determinar los gastos reales de su oficina en casa.

Dichos gastos pueden incluir los intereses hipotecarios, seguros, servicios públicos, reparaciones y depreciación.

Por lo general, al utilizar el método normal, las deducciones por una oficina en el hogar se basan en el porcentaje de su vivienda dedicada al uso del negocio.

O sea, si usted utiliza un cuarto entero o parte de un cuarto para operar su negocio, usted tiene que calcular el porcentaje de su hogar dedicado a las actividades del negocio.

IRS: requisitos para reclamar la deducción por el uso comercial de su casa

Independientemente del método elegido, hay dos requisitos básicos para que su hogar reúna los requisitos para una deducción:

  1. Uso habitual y exclusivo.
  2. Lugar principal de su negocio.

Uso habitual y exclusivo

Tiene que utilizar habitualmente parte de su vivienda exclusivamente para propósitos del negocio. Por ejemplo, si utiliza un cuarto extra para operar su negocio, usted puede tomar una deducción por la oficina en el hogar por ese cuarto extra.

Lugar principal de su negocio

Usted debe demostrar que utiliza su hogar como su lugar principal de negocio.

Si usted realiza negocios en un lugar fuera de su vivienda, pero también utiliza su vivienda considerable y habitualmente para realizar negocios, podría reunir los requisitos para una deducción por el uso comercial del hogar.

Por ejemplo, si tiene reuniones en persona con los pacientes o clientes en su vivienda en el curso normal de su negocio.

Esto, a pesar de que también puede realizar negocios en otro lugar, usted puede deducir los gastos por la parte de su vivienda que utiliza exclusiva y habitualmente para el negocio.

Estructura separada

Puede deducir los gastos por una estructura separada, tal como un estudio, garaje, o establo, si lo utiliza exclusiva y habitualmente para su negocio.

La estructura no tiene que ser su lugar principal de negocio o el único lugar donde se reúne con los pacientes o clientes.

Las deducciones por el uso comercial del hogar se basan generalmente en el porcentaje de su vivienda dedicado al uso del negocio.

Por lo tanto, si utiliza un cuarto o parte de un cuarto para operar su negocio, tiene que calcular el porcentaje de su vivienda dedicado a sus actividades de negocios.

Si el uso de la oficina en el hogar es simplemente apropiado y útil, usted no puede deducir los gastos del uso comercial de su hogar.

Le puede interesar: camioneros deben presentar impuestos antes del 31 de agosto

Oficina en el Hogar: lista completa

Para obtener una explicación completa de las deducciones tributarias por la oficina en su vivienda, consulte la Publicación 587, Business Use of Your Home (Uso comercial de su vivienda), en inglés. En esta publicación encontrará:

  • Los requisitos para tener derecho a deducir los gastos (incluyendo las reglas especiales sobre el almacenaje de inventario o muestras de productos).
  • Los tipos de gastos que puede deducir.
  • Cómo calcular la deducción (incluyendo la depreciación de su vivienda).
  • Las reglas especiales para los proveedores de guarderías.
  • Los efectos tributarios de la venta de una vivienda que se utilizó en parte para negocios.
  • Los registros que debe mantener.
  • Dónde deducir sus gastos (incluyendo el Formulario 8829, Expenses for Business Use of Your Home (Gastos por el uso comercial de su vivienda (en inglés), requerido si usted trabaja por cuenta propia y reclama esta deducción utilizando el método normal).

Las reglas en esa publicación se aplican a los individuos.

Contenido informativo con base a información de sitios web del IRS.

Emprendedor y cofundador de Enlace Latino NC. Periodista argentino con más de 20 premios nacionales de periodismo por la Asociación Nacional de Publicaciones Hispanas de los Estados Unidos (NAHP).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *